Entradas

Mostrando entradas de diciembre, 2017

DECISIONES -Fanfic de Harry Potter-

(Buenas, antes que nada decir que esto es un fanfic y lo que vais a leer a continuación es una idea que tuve sobre el mundo de J.K. Rowling. Gracias a ella que nos enseñó que la vida, con magia, es más divertida. Espero que disfrutéis de la lectura).
***********************************************************
Draco Malfoy la contemplaba con lágrimas a punto de caérsele de sus ojos. Estaba atada por unas cadenas. -¡SUÉLTALA! – Bramó él, abalanzándose sobre el Señor Oscuro. Éste rió  con sarcasmo. -No – dijo con frialdad el malvado Lord Voldemort – Tú me has traicionado y pagarás por ello – -¡PUES ENTONCES MÁTAME A MÍ! ¡ELLA ES UNA POBRE NIÑA INOCENTE!
En ese momento, sintió como su mente se doblegó ante otra voz. Una voz que le ordenó que se apartar de su señor y se retirara. Draco se encontraba bajo la maldición Imperius.
-Gracias, Lucius – Objetó Voldemort. Acto seguido alzó su varita y la dirigió hacia la pequeña. -¡Avada Kedavra!
Un rayo de luz verde emergió de la varita del subordinado de…

JUEVES -Versionando canciones-

Imagen
Como cada día que pasaba, me encontraba yendo hacia el trabajo, con la cara apoyada sobre la barra vertical que nacía del asiento del vagón. Mientras mi mente divagaba, estación tras estación, jugando con las diferentes vidas.  
Se me antojó imaginar que aquel que había entrado a trompicones en el vagón, tenía que llegar con suma urgencia a su destino, le esperaba la gran oportunidad de su vida. O a aquella otra que no hacia más que contemplar su reflejo en el cristal, resoplando cada dos por tres, tamborileando los dedos sobre su pierna,  atusándose los cabellos para causar buena impresión. 
Y no sabían nada. 
Me gustaba imaginar sus vidas, haciéndolas interesantes, aunque quizás no fueran aburridas. Sonreí para mí y me tropecé con su mirada. Unos ojos castaños, se clavaron en lo más profundo de mi corazón. Enseguida me eclipsó y no podía apartar la mirada de él, pero no me atreví a hacer nada. 
Era moreno, de pelo corto y barba de tres días. Delgado, pero fibroso. Me devolvía la sonrisa…

ENCRUCIJADA

Imagen
No sabía lo que hacía cuando me enamoré de él. 

Sin embargo no podemos elegir de quién nos enamoramos, 


pues en el corazón no se manda ¿no? 


Además creía en sus palabras de amor, 


sólo que él no podía evitar hacer lo que hacía, 


tenía un trabajo y era lo que le permitía ahorrar. 


Llevábamos tanto tiempo juntos, que había perdido la cuenta.


Y, ahora, pasado el tiempo, he notado que le he cogido mucho cariño, pero que no estoy enamorada.


Quizás me estoy planteando algo que no debería, porque además es navidad.


Quizás debería esperar. Pero ¿por qué? No quiero hacerle más daño, sobre todo, no quiero


hacerme más daño a mí. Vivir por y para mí.


Respiré hondo y toqué la puerta. Esperé a que me abrieran la puerta, sin saber lo que había al otro lado.


No pasaron más de cinco minutos, cuando la puerta se abrió y una mirada azul tras ella.


Me quedé en blanco ¡Era ella! ¡Mi prima estaba allí!


¿Qué hacían juntos? Noté como las lágrimas se precipitaban a mis ojos. 


Mi prima se hizo a un lado, dejándole pasar, aun…

CONVERTIDA

Imagen
Cuando Samuel la vio, recordó sus dulces besos, sus labios suaves, sus caricias, que lo elevaban a los cielos. La belleza de la joven era aún más pronunciada de lo que recordaba, hacía cinco años.
 Ella había cambiado. Sus ojos, antes del color del chocolate, lucían ahora más claro como si fueran de miel. Su piel era pura, limpia y tersa, además de bastante pálida. Sus cabellos le llegaban por la cintura, meciéndose con cuidado, como si midieran cada movimiento para que fuera perfecto. Y su vestido, negro y holgado, que la hacia parecer más delgada.
La joven María contemplaba, seductora, al sacerdote que se disponía a casar a Samuel y a Joanna. Todos los invitados la observaban anonadados. Producto del hechizo que de ella emanaba.
El cura se dirigió a la pareja de novios, sorprendido.
-Lo siento, pero no está dentro de mis obligaciones el que los case.
María agrandó todavía más su sonrisa, sus planes estaban saliendo como había propuesto.
Samuel, incrédulo, no podía dejar de mirarla. Aunque…

DESEO


Noelia abrió los ojos, se había quedado dormida. Miró a su alrededor y se encontró en una habitación del color de la sangre, con un montón de aparatos colocados en las paredes. Enseguida supuso para qué se utilizaban. Intentó incorporarse, más alguien no la dejó. Una fuerte mano varonil le presionaba el hombro, echándola sobre la mullida cama. No podía ver su rostro, pero si distinguía sus ojos: ámbar. Se quedó mirándolos fijamente, mientras él, con la otra mano, le acariciaba el bajo vientre... Sin dejar de mirarla.
Ella no podía moverse, su mirada la mantenía bajo un hechizo de sensualidad.

LA DESPEDIDA


Conseguí mi propósito y gracias a mi gran amigo el alcohol. Le guié hacia el piso de arriba, a la cama. Me tumbé y fingí dolor: "No me quieres, te doy asco!". Y volvió a hacer lo que yo quería: se tumbó a mi lado y me dijo que no, que me lanzará si quería algo más. Lo hice. Le besé, mi pelo también quería formar parte de la escena, pero él lo apartó y continuó besándome. Fue muy dulce y cuidadoso. Como si temiera romperme. Fue entonces cuando me atreví; me coloqué sobre él,  rozando mi parte íntima. Me agaché y comencé besarle suavemente por el pecho. Deleitándome en sus pezones. Noté como su miembro crecía y continué con aquel juego. Él no hacía nada, me dejaba hacer a mi antojo, así que me aproveché de él. Seguí besándole y acariciándole, sin temor a que lo hiciera mal. Era mi última oportunidad, para hacerlo mío... Y lo conseguí.
Sin embargo, ahora estoy aquí, sentada frente al lavabo con un predictor en la mano. No es la 1 vez que se me retrasa la regla. Aunque algo me d…

¿Y SI ES CIERTO...?

Imagen

"- Le llamamos del hospital clínico de Madrid, es sobre su marido, ha ingresado hoy en el hospital debido a un accidente de tráfico y acaba de fallecer-

Aquella última palabra se grabó a fuego en mi memoria. Mi marido había muerto. Nuestro contrato llegaba a su fin. Debería sentirme liberada y poco más, sin embargo, no pude más que darme por vencida y perdí las fuerzas para sujetar el auricular. Las lágrimas salieron de mis ojos y mis labios pugnaban por gritar a pleno pulmón. No podía, resbalé, poco a poco, arrodillándome hasta tocar el frío suelo"....
"Estás sola, siempre estará sola, él jamás te querrá, no puede querer a alguien tan insignificante como tú..."
Y, de pronto, todo cuanto había a su alrededor se oscureció. La joven se sumió en un profundo sueño del que no quería despertar"

SOMBRA DE TEMOR

Imagen
Siento rabia, ira y coraje.

¿Por qué? Te preguntarás.

Porque tenía un objetivo en mente y no me han dejado llevarlo a cabo.

Yo he puesto de mi parte,

pero ellos no.

Fui una ilusa. Creí que me darían algo de tregua.

Ahora tengo miedo.

Miedo de volver.

La respiración se me acelera y mi mente se bloquea.

No puedo más con la presión.

No puedo más con ese ambiente tan controlador. A pesar que no soy una persona irresponsable, que hace lo que le da la gana y se pasa las normas por ahí, pero que si tienes una urgencia te echen la bronca, me parece demasiado.

Me siento una inútil, frustrada, porque no pude hacer bien mi trabajo, porque mi mente no me dejaba.

No sé cómo lo hacen mis compañeros, porque yo no puedo. Aunque una me dio la respuesta: pastillas. Y yo no quiero caer en ellas.

Quiero aprender a superarlo y que no me afecte.

No sé si lo conseguiré, pero me niego a creer lo contrario.

Porque no puede ser que ellos estén haciendo su vida normal, su rutina,... Y yo no pueda.

No es justo.

Aunque una duda s…

¿POR QUÉ?

Imagen
¿Por qué no me miras cuando estoy presente?

¿Por qué finges que nada ha sucedido?

¿Sabes que no es sano ocultar información?

Déjame que te haga otra pregunta más,

¿Por qué estar con ella sino la quieres?