RESEÑA - MUJERCITAS – AQUELLAS MUJERCITAS POR LOUISE MAY ALCOTT






MUJERCITAS – AQUELLAS MUJERCITAS POR LOUISE MAY ALCOTT

Sí, lo he vuelto a hacer. Yo estaba leyéndome tranquilamente “Un amante de ensueño”  de Sherrilyn Kenyon cuando este libro me llamó. Desde una esquina del estante donde estaba situado: “Alezeia, leéme, vamos, lo estás deseando ¿qué tiene Julián que no tengan Laurie, el profesor Bhaer o John?”  Me negaba a dejar de lado al amante de ensueño y perderme entre las páginas de “Mujercitas”. Pero éste último sacó la artillería pesada: “¿No te interesa saber cómo jugaba Jo March a ser escritora?”. Entonces me levanté del sofá y caminé despacio hacia el mueble donde reposaba la novela. Una vez la tomé entre mis manos, la hojeé,… 488 páginas eran. Un libro bastante amplio para meterme con él, después que había aparcado “Los Herederos de la tierra” de Ildefonso Falcones, si hubiera sido más fino,… Lo que hice fue lo que ya sabéis: comencé a leerlo.

He tardado una semana en leerlo.

Capítulo tras capítulo me emborraché de las historias de la divertida familia March, bueno aunque también tiene
Primera Versión de la novela 1949

algún pasaje que provoca que tu corazón presione contra tu pecho y una tímida lágrima se asome a tus ojos. Sin embargo, me fascina. Pues es de esos libros que te invita a leer un capítulo más. A pesar que te mueras de sueño, que te lloren los ojos de cansancio, que te duela el cuerpo por la postura,… Sigues leyendo, no puedes parar.

Al menos si eres un apasionado de la literatura, este libro es obligado. Es un clásico. También hicieron dos versiones en películas y tengo que decir que las adaptaciones están muy logradas. A mí, personalmente, me gusta más la que se rodó en 1994 con Winona Ryder, los que me conozcáis a fondo sabréis por qué.

En serio, es una novela que volveré a leer sin dudarlo ni un minuto. Ya que siento pena por haberla terminado tan pronto, pero tenía ganas de seguir leyendo y descubrir el final (por mucho que hayas visto las películas, ese final es interesante, saber qué sucede después ¡ups, spoiler!).

Segunda versión de 1994
Me he sentido muy identificada con el personaje principal Josephine March o Jo, porque es una chica que le encanta la literatura, escribe sus propias historias y no se preocupa por su aspecto exterior. Aunque también he aprendido mucho de sus tres hermanas y su madre: Amy, con su elegancia, Meg con su inteligencia, Beth con su bondad, y la señora March –en el libro es así como se refieren a ella- con sus sabios consejos.

Me he enamorado de Laurie, su fiel amigo, aunque también he sentido deseos por John al igual que le sucede a uno de los personajes, incluso me ha encandilado el profesor.

Me ha llenado tanto esta novela, que me ha inspirado muchísimo a la hora de escribir mis propios relatos. Me cambió el chip sobremanera y me hizo sonreír un poco más. Y digo yo, cuando un libro te hace sentir tantas cosas significa que es una gran historia porque te hace trasladarte al mundo que te relata entre sus páginas, sin que pueda convertirse en una pesadez ni nada parecido.

Así que con mi opinión modesta ¿qué te parece? ¿Viajarás a 1856 a Massachusetts, EE.UU y vivirás su aventura? Deja un comentario con tu respuesta.


Comentarios

Entradas populares de este blog

Pensamientos, reflexiones y una conclusión...

Yo también he quedado ¡SORPRENDIDA!

CAMINANDO HACIA LA ANSIEDAD...