Locura de Amor

El 7º capítulo,... Vean y juzguen... El penúltimo capítulo...
******************************************************************************
7. EL SALÓN DE LA CASA DE JULIA. INTERIOR. DÍA.
(JULIA entra en la casa. Acaba de llegar del trabajo. Encuentra a ELIZABETH con la mirada perdida delante de la ventana. Se acerca a ella).
JULIA. ¡Hola guapa! ¿Qué tal estás?
(ELIZABETH no contesta, murmura algo para sí)
JULIA. Tengo que contarte algo, cariño, esta noche he visto como el señor que te visitó el otro día hablando con José, él estaba seguro que tu bebé es suyo. Fabián le intentaba hacer entrar en razón que tú eras una cualquiera… No me quedo tranquila Lizzy, algo oculta ese viejo ¿Qué es?
(ELIZABETH sigue sin contestar)
JULIA. Quizás me estoy metiendo donde no me llaman, pero quiero asegurarme que no estás en peligro, Lizzy me preocupas, quiero ayudarte… Déjame ayudarte, no sé que te ocurrió aquella noche que desapareciste, lo último que sé es que ibas a quedar con él, ibas a dejar de verle, pero ¿Qué ocurrió?... Nada bueno ¿verdad? Seguro.
ELIZABETH. Yo lo hice,… Yo le disparé, yo lo hice.
(JULIA la contempla sorprendida, no puede creer lo que acaba de escuchar)
JULIA. ¿Qué has dicho? ¿Le disparaste a Jaime? ¡No puede ser! ¿Por qué lo hiciste?
ELIZABETH. (Continúa hablando para sí misma, con la mirada fija en un punto en la ventana) Estaba muerto y ahora vive, yo le maté…
JULIA. (Aún sorprendida) No, no puede ser, Lizzy ¿lo mataste? ¿Tú? Lizzy dime que no es verdad.
(ELIZABETH la mira por fin a los ojos y con las lágrimas resbalando por las mejillas).
ELIZABETH. (Mirándola fijamente, esta vez habla muy seria y firme) Julia, yo maté a Jaime para evitar que le contara a José todo lo nuestro, le contó que mi hijo era de él… No podía permitirlo, Julia, no quería que José sufriera…
JULIA. (Abraza a su amiga con fuerza) Lizzy, no lo puedo creer, me lo cuentas y no te imagino… Disparándole, Lizzy, me dices que no querías que José sufriera ¿es que, acaso tu hijo era de Jaime? Porque sino no lo entiendo.
(ELIZABETH vuelve a mirar a la ventana, las lágrimas ya se han secado, vuelve a murmurar para sí misma)
ELIZABETH. (Se mece lentamente) Le disparé, le disparé, le disparé…
JULIA. (La zarandea) Lizzy, contéstame, por favor, dime ¿De quién es tu hijo?
(ELIZABETH sigue sin contestar y se balancea, en ese momento, y sin que JULIA lo vea, aparece JAIME que la mira decepcionado a ELIZABETH).
JAIME. (Melancólico) Liz, mi Lizzy, yo te amaba y me has dado la puñalada por la espalda. Sabes perfectamente que el hijo que esperas es mío, aunque ames a José, aunque te cueste reconocerlo, pero es la verdad ¿qué había de malo en contárselo? No lo entiendo ¿por qué actuaste así? Lizzy me has defraudado, ya no eres la misma chica de la que me enamoré.
ELIZABETH. (Vuelve a llorar convulsionándose y habla de manera enloquecida) Yo disparé, yo lo hice,… Él, él es bueno, yo lo hice…
JULIA. (Preocupada) Elizabeth, tranquila ¿Quién es bueno? ¿qué te pasa? Liz…
ELIZABETH. (Mira sorprendida a su amiga y nerviosa) ¡No me llames así! ¡Él me llama así! ¡No me llames así!
JULIA. ¿Quién te llama así?
ELIZABETH. (Más serena y como si le costara pronunciar las palabras) Jaime,… Él me llamaba así, él me engañó, él me llamaba así…
JULIA. ¿Jaime? ¿El que…?
ELIZABETH. Si, él,… Me atormenta, él está aquí… Me persigue, me hace sentir mal con su presencia… Él, él, él, Jaime,… Yo le disparé, yo le maté, yo lo hice… (ELIZABETH se gira asustada hacia su amiga) ¡¡¡DILE QUE ME DEJE EN PAZ!!! ¡¡¡YA CONFESÉ MI PECADO!!! ¡¡¡YA LO ESTOY PAGANDO!!! ¡¡¡ DILE QUE SE VAYA!!! ¡¡¡QUÉ NO APAREZCA MÁS!!!
JULIA. (Extrañada) Liz, calma, él está muerto, está enterrado bajo tierra,… Ya no puede hacerte daño,… Jaime está muerto y no te puede lastimar (La abraza con fuerza).
JAIME. (Se mira las manos sobrecogido) ¿Estoy…? ¡No! ¡Te equivocas! ¡Aquí estoy! ¿No me ves? (Alza sus manos frente al rostro de JULIA, pero ésta ni se inmuta, empieza a comprender al ver a ELIZABETH tan agitada)… No ¡No es posible! Entonces… ¡Es verdad! Yo creí que sólo… Pensé que sobreviví al disparo, pero ya veo que no fue así ¿me mataste de verdad? ¡Cuánta lástima me das, Elizabeth! (Se marcha compungido, se acaba de dar cuenta que no puede llorar).
ELIZABETH. (Se separa de su amiga en silencio y observa el lugar donde antes estaba JAIME) Se ha ido, ha terminado, ya está en paz… (Alza su mano tocando el aire y contempla ese lugar de manera enloquecida).
JULIA. ¡Pobrecita! Se ha vuelto loca,… Será mejor que te lleve a un lugar donde puedas descansar.

Comentarios

Leria Nope ha dicho que…
Sabía que era un fantasma!!! :D

Entradas populares de este blog

Pensamientos, reflexiones y una conclusión...

Llega ya Navidad... Y te quiero recordar....

Yo también he quedado ¡SORPRENDIDA!